Presenta Gobierno del Estado medidas de apoyo económico ante contingencia por COVID-19



Con la finalidad de atender las afectaciones que provocará la contingencia sanitaria por el COVID-19, el Gobernador del Estado, Juan Manuel Carreras López, anunció un paquete financiero y fiscal por más tres mil 200 millones de pesos, que beneficiará a los sectores turísticos, comerciales, empresariales y población vulnerable, para impulsar la economía de San Luis Potosí y atender a las familias potosinas.


En una reunión con representantes de sectores productivos bajo las medidas de sana distancia, Carreras López, señaló que este paquete tiene el objetivo de evitar el mayor daño a la economía por esta contingencia, mismo que se divide en cuatro ejes rectores: 1. Incentivos fiscales para proteger el aparato productivo y el empleo; 2. Apoyos económicos a personas y sectores productivos afectados; 3. Infraestructura y compras gubernamentales y 4. Apoyos sociales alimentarios. 


En materia de incentivos fiscales, el mandatario estatal, explicó que se amplía el plazo para el pago del impuesto sobre nóminas correspondiente a los meses de marzo a julio; en el caso de las empresas que tengan hasta 50 trabajadores, es decir, las micro y pequeñas, se otorga un estímulo por el 100 por ciento del impuesto sobre nóminas, causado en los meses de marzo a junio, esto para que conserven su planta laboral. Con ello, se beneficia a más de doce mil empresas en todo el estado, que representan más del 40 por ciento del total de contribuyentes de este impuesto.


Además, se establece un estímulo fiscal equivalente al 100 por ciento del impuesto sobre nóminas correspondiente a todo el ejercicio fiscal 2020, a favor de los Ayuntamientos del estado, a fin de que destinen estos recursos para hacer frente a la contingencia sanitaria en sus municipios, asimismo, se concede un estímulo del 100 por ciento en materia del impuesto sobre hospedaje para los contribuyentes de este tributo, por los meses de abril a junio. Entre otras disposiciones. En total los estímulos fiscales equivalen a 124.5 millones de pesos.